La lechuga (Lactuca sativa) es una de las verduras más conocidas y más cultivadas del mundo. Tiene un gran número de especies que varían principalmente en cuanto a forma, color y textura de las hojas. Incluso hay lechugas que se cultivan para el consumo de sus tallos largos y gruesos (lechuga china). Algunos ejemplos comunes de otras especies son la lechuga Boston, la lechuga americana y la lechuga iceberg, las lechugas de hoja suelta y las lechugas romanas.




Originaria de la región del Mediterráneo oriental y de Asia Occidental, la historia de la lechuga es larga y curiosa. Teniendo en cuenta imágenes que se han encontrado en antiguos túmulos egipcios, el cultivo de la lechuga comenzó posiblemente en el año 500 a. C. Los antiguos griegos y romanos utilizaban la lechuga tanto como alimento como por sus propiedades terapéuticas y medicinales.

En China, lugar en el que se cultiva la lechuga desde el siglo V, es considerada un símbolo de la buena suerte. Se sirve en aniversarios, el día de Año Nuevo y en otras ocasiones especiales. Durante su segundo viaje en 1493, Cristóbal Colón introdujo diferentes variedades de lechuga en América del Norte.

En California, la capital de la lechuga de los EE. UU., fueron los misionarios españoles quienes introdujeron la lechuga en el siglo XVII.




Es una fuente de vitamina A, B, C, K y minerales como el calcio, el magnesio, el hierro, el potasio y el fósforo. La lechuga ayuda a eliminar las toxinas del cuerpo y mejora el funcionamiento del sistema inmunológico. Al ser rica en vitamina K, ayuda a fortalecer los huesos, además de tener un papel muy importante para el aumento de la densidad y fuerza de los huesos, gracias al calcio y el fósforo. Los antioxidantes presentes en esta verdura ayudan a proteger la piel.




Además de ser muy nutritiva, es un complemento perfecto para una alimentación saludable. Es un alimento muy adecuado para dietas porque es poco calórico y prolonga la sensación de saciedad.

Para conservar la lechuga es mejor retirar las hojas dañadas y marchitas y guardarla en el frigorífico, dentro de una bolsa de plástico. Aguantará de diez a catorce días.




¿Cuándo y dónde sembrar?

La lechuga se beneficia de suelos bien abonados y bien drenados. Hay que dejar una distancia de aproximadamente 20 cm entre las plantas en verano y aumentar a 30 cm en invierno.

La tierra tiene que estar siempre húmeda pero no encharcada. Así se evitará la asfixia radicular.


¿Cómo sembrar?

En climas templados, las semillas pueden plantarse en el sitio definitivo o en semilleros que más adelante serán trasplantados. En regiones de clima caliente se recomienda plantar las semillas en un vivero en el que el ambiente sea más fresco, porque las semillas pueden «dormirse» a temperaturas superiores a las del rango de temperatura ideal, lo que daría como resultado tasas de germinación bajas. Otra posibilidad es plantar las semillas directamente en la huerta al final de la tarde y regarlas inmediatamente. Esto disminuye la probabilidad de que las semillas se duerman porque la temperatura es más suave. Hay que dejar las semillas a aproximadamente 1 cm de profundidad.


¿Cómo cuidar?

Las lluvias fuertes y el granizo pueden dañar las hojas más frágiles de la lechuga. Si la región en la que vives está sujeta a este tipo de condiciones, puedes protegerlas poniendo una estructura de tela o plástico sobre la huerta para proteger las plantas.

Retira las malas hierbas que puedan consumir recursos y nutrientes vitales para las lechugas.


¿Cuándo recoger?

La cosecha suele ser entre 55 y 130 días después de la siembra, en función de las condiciones de cultivo. En muchos de los cultivos es posible que la planta renazca después de cortar la cabeza de la lechuga. Esto dará lugar a una nueva cosecha después de unas semanas. Para eso corta la planta a 2,5 cm del suelo y deja un trozo de tallo. De ahí surgirán los nuevos brotes.

En los cultivos de lechugas de hoja suelta es fácil quitar solo las hojas que necesitemos, sin necesidad de cortar toda la planta.

¡Que aproveche y buena cosecha!




la lechuga es el símbolo de la buena suerte en China?

cuando se cortan las hojas de lechuga con cuchillo, pierden gran parte de su valor nutritivo?




la lechuga es el símbolo de la buena suerte en China?

cuando se cortan las hojas de lechuga con cuchillo, pierden gran parte de su valor nutritivo?




http://www.i-legumes.net

https://pt.wikipedia.org




Leave a Reply

* Required Field
Sonatural parte del Grupo GL, SA